La noche de Caifanes (Palacio de los Deportes)

0

En punto de las 7 de la noche el Palacio de los Deportes brillaba imponente bajo la primera luna llena de diciembre, rodeado al mismo tiempo por un mar de gente que arribaba apresurada para una vez más ver en vivo a su banda favorita de rock. Los pasillos que conducían a la entrada principal, como es costumbre, abarrotados con puestos de souvenirs de todo tipo, en las filas se observaban desde niños, adultos, adolescentes, hasta familias completas y amigos que se reencontraban portando playeras con el inconfundible logo de Caifanes.

Aproximadamente 40 minutos más tarde, el recinto ya estaba a reventar cuando la música ambiental se apagó y las enormes pantallas se encendieron anunciando el inicio del concierto. Uno a uno los músicos subieron al templete, primero Diego Herrera para interpretar las primeras notas de “Dioses” en el teclado, a continuación aparecieron Sabo Romo muy contento, Alfonso André instalándose en la batería, Rodrigo Pérez con guitarra en mano y por último Saúl Hernández, todos recibidos por una ovación que puso de pie al recinto entero.

De inmediato siguieron con temas de antaño como: “Para Que No Digas Que No Pienso En Ti”, “Te Estoy Mirando”, “Miedo” y “Nubes”, acompañados desde el principio de impresionante visuales capaces de transportar a los presentes por un viaje cósmico. Fue increíble el canto de las miles de almas reunidas en el Domo de Cobre que se elevaba cada vez más y más al ritmo de “Nada”, “Cuéntame Tu Vida” y “Piedra”, canción con dedicatoria especial hacia el pueblo mexicano para que unidos tomemos fuerza y se erradique de una vez por todas la violencia de género que azota al país.

Sin duda Caifanes reunió esa noche a los seguidores más entregados que tenían, pues en ningún momento dejaron de cantar los éxitos de sus ídolos disfrutando hasta las lágrimas estrofa por estrofa, eso se vio reflejado en cuanto sonó “Mátenme Porque Me Muero”, el piso del Palacio temblaba mientras una multitud eufórica levantaba los brazos. Continuaron con “Ayer Me Dijo Un Ave”, “Antes De Que Nos Olviden”, “El Negro Cósmico” y “Detrás de Ti”, clásicos con los que al parecer empezaban a calentar motores ya que después vendría lo bueno. “De Noche Todos Los Gatos Son Pardos”, “Aviéntame”, “Amanece” y “Perdí Mi Ojo De Venado” mantenían la energía y la explosión de emociones de los asistentes.

Saúl se dirigió al público para saludar de mano a uno que otro afortunado y después llegó “Aquí No Es Así” seguido de otro hit, “La Célula Que Explota”. Finalmente era la hora del primer encore y digo primer encore porque en total fueron dos ya que el concierto duró casi dos horas, al regresar al escenario hicieron un pequeño homenaje a los artistas que éste año fallecieron, pudimos escuchar entonces “Por Ti” de Óscar Chávez, “Heroes” de David Bowie y “Te Lo Pido Por Favor” de Juan Gabriel inundando el Palacio de nostalgia y al mismo tiempo de alegría.

Para cerrar optaron por una de sus infalibles “No Dejes Que” continuando con “Quisiera Ser Alcohol”, “Viento” y “Nos Vamos Juntos”. La noche de Caifanes se esfumó entre risas y mucho, mucho baile, con “La Negra Tomasa” que parecía ser el final de ese gran setlist, pero oh sorpresa terminaron despidiéndose con “Imagine” de John Lennon.

Ahora sí, aquí toda la galería:

Share.

About Author

Cinthia Flores

Live music is my first love.

Leave A Reply