NJPW: The New Beginning in Sapporo – El regreso de Suzuki-Gun Army

0

Llego el momento más dulce de febrero con el primero de los eventos de  The New Beginning ofrecidos por la mejor compañía de lucha del mundo: New Japan Pro Wrestling. Tras el rotundo éxito de Wrestle Kingdom 11, la compañía quiere seguir el buen camino con carteles emocionantes llenos de defensas titulares y con la novedad del regreso de Suzuki-Gun Army, una de las facciones más temibles de todo Japón encabezada por el legendario Minoru Suzuki, quien esta noche reta a Kazuchika Okada por el Campeonato Mundial IWGP.

A continuación los resultados de The New Beginning in Sapporo 2017:

El Desperado y Kanemaru (Suzuki-Gun Army) derrotaron a Kushida y Hirai Kawato

Lo más importante de estas teloneras es ver el desempeño de los jóvenes Young Lions: luchadores que se encuentran entrenando en el dojo de NJPW y que tienen la oportunidad de ir agarrando experiencia en estas contiendas; en este caso Kawato aprovechó al máximo su tiempo al lado de una estrella consolidada como Kushida, demostrando grandes habilidades, agilidad y pasión por el deporte. Kawato fue quien se comió la cobertura tras recibir un tirabuzón con bombazo de El Desperado.

Satoshi Kojima, Hiroyoshi Tenzan y Yuji Nagata derrotaron a Tomoyuki Oka, Henare y Yoshitatsu (Bullet Club Hunters)

Kokima, Tenzan y Nagata son las leyendas de la compañía que ya han tomado un papel secundario para ayudar a los jóvenes que se abren paso por NJPW, en este caso permitiendo lucirse a los Young Lions, Henare y Oka, este último fue quien se rindió ante el Crossface de Nagata, no sin antes demostrar resistencia y ferocidad durante una prueba de fuerza con la leyenda nipona. Yoshitatsu sigue en mal camino, pero ya pronto vendrá de excursión a CMLL para re-encontrar su ritmo.

Will Ospreay, Jado y Gedo (Chaos) derrotaron a Katsuyori Shibata, Jushin Thunder Liger y Tiger Mask

La historia de esta lucha fue entre Ospreay y Shibata, ya que este último estará defendiendo el RPW British Heavyweight Championship la próxima semana en Osaka. Ospreay obtuvo la victoria para su equipo al darle el OsCutter a Tiger Mask, para luego también recetárselo a Shibta.

Yoshi-Hashi (Chaos) derrotó a Takashi Iizuka (Suzuki-Gun Army)

Los comentaristas en inglés han estado pésimos. Kevin Kelly ha hecho lo mejor que puede pero su nuevo compañero (reemplazando a Steve Corino) todavía está muy verde.

IIzuka es como un animal incontrolable y le hizo honor a su personaje al atacar bestialmente a Yoshi-Hashi antes de comenzar formalmente la lucha, pero éste logró aguantar la locura de Iizuka para retomar el control de la contienda y obtener la  victoria con su Karma. Yoshi-Hashi siempre ofrece luchas divertidas, pero falta pulir su personaje para conectar adecuadamente con el público.

Tanahashi, Nakanishi, Taguchi, Dragon Lee y Michael Elgin Los Ingobernables de Japón (Tetsuya Naito, Hiromu Takahashi, Bushi, Evil y Sanada)

Excelente lucha de principio a fin en la que todos tuvieron chance de repartir metralla, siendo Evil el que más castigo aguantó. Elgin fue decisivo para la victoria al cargar a Naito y aventarlo en bombazo fuera del ring hacia sus hermanos Ingobernables, para luego ser rematados por un High-Fly Flow de Tanahashi. Mientras tanto, Dragon Lee aprovechó su oportunidad y destrozó a Bushi con su suplex vertical a bombazo, logrando así la victoria para su equipo. Durante la lucha tuvimos vistazos de lo que nos espera la próxima semana cuando se desarrolle otro capítulo más de la histórica rivalidad entre Dragon Lee y Takahashi. Y ya no podemos esperar.

RPG Vice (Rocky Romero y Baretta) derrotaron a Taka Michinoku y Taichi (Suzuki-Gun Army) para retener el IWGP Junior Heavyweight Tag Team Championship

A pesar del terrible playback, la entrada de Taichi es una de mis favoritas en la industria. Su novia, Miho Abe,  también es una favorita. De mis pantalones. Aquellos de buena memoria recordarán al gran Taka Michinoku: el primer Campeón Semi-Pesado de la WWF y miembro de esa racista facción llamada Kaientai.

En el comienzo de la lucha, Miho Abe distrajo con sus encantos al referee, permitiendo que Kanemaru y Desperado se unieran a Taichi y Michinoku para atacar a traición a RPG Vice. Y así fue el hilo de la lucha: Suzuki-Gun Army haciendo las peores artimañas para distraer al referee y echarle montón a los campeones. El referee no daba una y Taichi aprovechó cada distracción para sus marrullerías. La lucha fue pobre, con poca fluidez y era claro que los participantes nunca se sintieron cómodos. RPG Vice logró obtener la victoria con su Strong Zero, poco después de que Romero lograra sacar de circulación a los rudos con un tope suicida.

Hirooki Goto derrotó a Juice Robinson NEVER Openweight Championship

Juice llevó la iniciativa durante los primeros minutos hasta que falló una bala de cañon, dándose de lleno en la espalda contra la barricada metálica. Goto rápidamente aprovechó la situación para torturar un rato al joven retador. La lucha fue bastante flojita hasta los últimos minutos en donde Robinson demostró bastante pasión al levantarse inmediatamente después de caer sobre su nuca durante un suplex alemán. Pero la experiencia y fortaleza fue demasiada para Robinson, quien eventualmetne sucumbió ante el GTR de Goto.

Tomohiro Ishii y Toru Yano (Chaos) derrotaron a Togi Makabe y Tomoaki Homna (GBH) y al Killer Elite Squad (Davey Boy Smith Jr. y Lance Archer) (Suzuki-Gun Army) para retener el IWGP Heavyweight Tag Team Championship

Entre tanta gente, por momentos la lucha sufrió de consistencia pero gracias a las habilidades cómicas de Toru Yano, el público estuvo muy metido. Archer y Smith lucieron un tanto acartonados, vendiendo mal algunos movimientos y provocando poca reacción del público, pero al final se pusieron las pilas para un buen cierre. Makabe fue quien se encargó de los momentos importantes, al repartir metralla por todos lados. Gracias a una ráfaga de golpes bajos de Yano y lazos de Ishii, los campeones lograron retener sus campeonatos al cubrir a Makabe. Aunque al principio no llamaba la atención ver a un equipo conformado por Yano e Ishii, la verdad es que le han brindado vida nueva a la división en parejas que ha sido tan aburrida y tediosa en los últimos años.

 

Kazuchika Okada c/Gedo derrotó a Minoru Suzuki c/Taichi para retener el IWGP Heavyweight Championship

Minoru Suzuki es una gloria de la lucha libre que también tuvo su éxito en las Artes Marciales Mixtas, un temible competidor y líder del Suzuki Gun Army, Okada es el campeón, la cara de la compañía y un joven superestrella capaz de poner una lucha de 5 estrellas cualquier día de la semana.

Durante la conferencia de prensa previa a este evento, Suzuki destrozó la rodilla derecha de Okada y obviamente, éste fue el punto en el que enfocó sus ataques el retador… bueno, ataques es decir poco: Suzuki torturó la rodilla de Okada, sin dar cuartel ni respiro. El campeón estuvo cojeando durante toda la lucha, teniendo problemas con acciones tan básicas como correr a las cuerdas. Gran psicología de ambos competidores que logró provocar drama en la lucha. Gedo, el manager de Okada, estuvo a punto de aventar la toalla para acabar con la tortura que su pupilo estaba sufriendo a manos de Suzuki.

Apenas Okada toma ofensiva, una distracción del referee ocasionaba la intervención de miembros del Suzuki Gun Army para ayudar a su jefe, hasta que la caballería llegó con Ishii y Yano para equilibrar las cosas. Cuando Okada buscaba la Tumba Rompecuellos, Suzuki se le escabulle y le aplica una llave la rodilla brutal que sostuvo por casí 10 minutos, causando un drama total en la contienda. Okada no alcanzaba las cuerdas y Suzuki apretaba cada vez con más fuerza, arrastrando a su oponente al centro del ring y cambiando de posición la rodilla para castigarla desde todo ángulo. Finalmente el campeón alcanzó las cuerdas, pero sinceramente, el drama fue demasiado y aquí creo que perdieron un poco de credibilidad en la lucha.

Okada se ve muy mal intentando vender la rodilla. En varios puntos se le olvida la ‘lesión’ y usa esa pierna como si nada. No puedes simplemente utilizar la rodilla, que te han torturado por media hora, para hacer una desnucadora y no gritar de dolor. Mal, muy mal por parte de Okada.

Suzuki comienza a cachetear despiadamente a Okada; de lleno las palmas de Suzuki impactan su cara, pero el campeón responde aplicando de la nada su Rainmaker. Agotado, Okada aplica un suplex alemán, para volver a intentar el Rainmaker, Suzuki bloquea e intenta su mataleón, pero Okada contrataca, Suzuki contrataca, Okada bloquea y por fin conecta con otro Rainmaker para retener el campeonato. Durante esta última secuencia de la lucha, a Okada se le olvidó vender su lesión totalmente. Un error imperdonable dado que TODA la lucha se centró en dicha lesión. Decepcionante lucha y muy mal trabajo de Okada, que lució débil ante el experimentado Suzuki.

Coméntanos

Share.

About Author

Ricardo Gallegos

Ayatollah del Rock and Rolla, Straight Edge, amante del cine, la lucha libre, los gatos y el poder de la positividad. #COYS

Leave A Reply