WWE Backlash 2017 – La noche del Maharaja

0

Después de una mágica noche cortesía de NXT, el público de Chicago recibió a las superestrellas de Smackdown Live para WWE Backlash 2017, en donde vimos el debut de Shinsuke Nakamura en el elenco estelar y tres campeonatos en juego, entre los que destacan AJ Styles vs. Kevin Owens y la sospresiva Jinder Mahal vs. Randy Orton. ¿Logró el Maharaja apoderarse el Campeonato WWE? ¿Logró Shinsuke Nakamura causar un impacto? ¿Owens y Styles se robaron la noche? A continuación te contamos todo lo ocurrido en Backlash 2017:

Pre-show: Tye Dillinger derrotó a Aiden English

Lucha entretenida entre dos luchadores que merecerían tener una mejor rivalidad y estar más arriba en el cartel.

Shinsuke Nakamura derrotó a Dolph Ziggler

Lucha estándar de Nakamura. Ziggler dominando un rato, eventualmente Nakamura obtiene ofensiva y procedemos a tener un final trepidante que incluyó a Ziggler escapando de un triángulo, el nipón haciendo kickout de un Zig-Zag, un escupitajo  y un Kinshasa para la cuenta de 3. Buena lucha, nada especial.

A pesar de su buen trabajo en esta rivalidad, Dolph necesita darle una nueva dimensión a su personaje, pues sigue sintiéndose como uno del montón. El público estuvo coreando a favor de Nakamura durante toda la lucha, así que su popularidad se traslado sin problema alguno al elenco principal.

The Usos derrotaron a Breezango (Tyler Breeze y Fandango) para retener el Campeonato en Parejas de WWE Smackdown

Breeze entra con su ‘disfraz’ de conserje (Fashion Files #3). Fandango comienza la lucha y al darle el relevo a Breeze, este entra con todo y trapeador, pero tras ser humillado con el mismo, Jay Uso lo rompe en dos. Luego intenta una planchita desde la tercera pero Breeze rueda hacia el otro lado; esta secuencia cómica se repite dos veces ante la diversión del público. Fandango entra a la lucha y Breeze aparece vestido de viejita para recibir el relevo. El público corea ‘Let’s go Grandma!’, Jay le patea el bastón, pero se come un dropkick y un Bronco Buster de Breeze. Esto es brillante.

Jimmy finalmente frena la diversión para que los rudos dominen un ratito. Breeze aguanta una quebradra reforzda para poner feíto con un Unprettier a uno de los gemelos, pero éste hace kickout. Los Usos mandan a Breeze a comerse la barricada pero Fandango les cae de los cielos, mete a uno de ellos al cuadrilátero para intentar otra maniobra aérea desde la tercera pero Jimmy Uso le da un súperpatada que lo noquea y rápidamente Jay cubre al caído bailador para retener los títulos.

Una gran lucha desde cualquier aspecto: a pesar de la derrota, los machos de Breezango se ganaron más cariño del público y mostraron sus dotes cómicos, siendo ésta una de las luchas más chistosas que ha tenido la WWE en tiempos recientes. Los Usos siguieron muy bien el juego y se vieron como una pareja dominante, con fluidez y mucha química, es decir, lo de siempre. Dos grandes parejas, que esperemos continúen esta rivalidad.

Sami Zayn derrotó a Baron Corbin

Sólida contienda; ambos trabajaron muy duro para regalarnos algo especial, pero hubo algo que faltó. La porción central de la lucha fue tediosa y realmente no hay mucho que pueda recordar de ella. El final fue lo más destacado, con Sami haciendo kickout de un hermoso Deep Six y Sami sacando un Helluva Kick de la nada para la victoria.

Vemos un buen promo de Jinder Mahal, hablando lo de siempre: el público es racista por abuchearlo, pero pronto los convertirá en creyentes del ‘Maharaja’.

The Welcoming Commitee (Natalya, Carmella y Tamina) c/James Ellsworth derrotó a Charlotte, Naomi y Becky Lynch 

Ellsworth es el primer en hacer su entrada. Se echa un genial promo, haciéndose llamar el Michael Jordan del entretenimiento deportivo que recibe un abucheo general (estamos en Chicago). Ellsworth ha estado haciendo muy bien las cosas en el micrófono y podría ser la clave para, no solo levantar esta pobre rivalidad femenil, sino para ayudar a Carmella para llegar a nuevas alturas.

Becky Lynch trae el mejor peinado de todos los tiempos y es difícil concentrarse en cualquier otra cosa de la lucha. Las rudas hicieron sus marrullerías, Naomi se echo unas bonitas movidas atléticas pero al final del día, Natalya logró rendir a Becky con un Francotirador. Esta rivalidad me tiene dividido, por una parte me alegra que encuentren algo nuevo que hacer con Nattie, Carmella y Tamina, pero todo se siente inorgánico y el público no ha conectado con lo que las damas están haciendo. Sin embargo, hay ingredientes interesantes, pues hace una semana, Carmella cubrió a Naomi, lo cual la colocaría como retadora #1, pero la líder del grupo es Natalya, que además se llevó la victoria hoy; así podrían aparecer grietas en la facción y darle más profundidad a lo que hagan estas luchadoras.

Kevin Owens derrotó a AJ Styles vía Cuenta de 10 para retener el Campeonato de los Estados Unidos WWE

El primer tercio de la lucha es demasiado técnica, Kevin Owens hace todo lo posible por mantener un ritmo lento y calentar al público de Chicago. AJ Styles tarda mucho en meterse al a lucha; finalmente conecta con un un Ushigoroshi, pero minutos después Owens ataca con un Fisherman Neckbreaker. Owens utiliza las cuerdas para ahorcar a AJ y mandarlo al suelo. Styles se recobra y planea un Styles Clash sobre el filo del ring, pero Owens bloquea y estrella la pierna derecha de AJ contra el poste. A continuación viene la tortura a la misma pierna: azotón contra escaleras y un medio cangrejo. Owens planea algo macabro con AJ desde la tercera, pero éste bloquea y conecta con un bombazo ranita. Styles intenta el Phenomenal Forearm, pero el dolor en la pierna le impide saltar correctamente, cayendo aparatosamente ante los pies de Owens, quien sin perder un segundo, lo planta con un DDT reforzado.

KO comienza a hablar basura y AJ lo calla con un Pelé Kick. El retador aprovecha su momentum para intentar un superplex, pero KO contrarresta con un tremendo suplex paquetito, casi un brainbuster. AJ levanta el hombro antes de la tercera palmada. Owens sube al esquinero para intentar alguna plancha letal, pero inteligentemente AJ rueda hacia las cuerdas. Un iracundo Owens lo persigue, pero AJ sorprende con un brutal suplex. Owens está muy lastimado y AJ aprovecha para recetarle un Phenomenal Forearm, luego sube a Owens a la mesa de comentaristas para recetarle un Styles Clash, pero éste le atora el pie en un hoyo de la mesa. Inmediatamente, Owens se mete al ring para que el conteo del referee llegue a 10 y así retenga el título.

A nadie le gustan los count-outs, pero éste fue uno muy adecuado para seguir con el personaje de Owens, quien sigue solidificándose como el despreciable rudo que hace lo que sea para ganar, de esos que ya escasean en WWE. La lucha fue buena, el resultado ayuda a extender la rivalidad y ayudó a los dos luchadores a lucir muy fuertes.

Luke Harper derrotó a Erick Rowan

El martes pasado, Rowan hizo un promo mejor que cualquiera que haya hecho Bray Wyatt en los últimos dos años, inmediatamente elevando su personaje y dándole más credibilidad a esta contienda. Es maravilloso lo que pueden llegar a hacer 5 minutos ininterrumpidos de desarrollo de personaje. Y el resultado fue una lucha entretenida, mejor de lo que tenía derecho de ser. El público no estuvo metido de lleno pero fue respetuoso y hasta empezó un cántico de ‘Let’s go Harper’, algo que alegra mi corazón. Entre lo más destacado está un violento side slam de Harper, así como una patada giratoria y bombazo de Rowan, quien por cierto estuvo volteando hacia su máscara por confusos motivos, lo que al final le costara la lucha, pues Harper aprovechó un descuido para conectar con su Discus Lariat. Yo solo ruego que le den un giro al personaje de Harper y que lo metan al evento estelar. Ya es hora.

Jinder Mahal c/Los Hermanos Singh derrotó a Randy Orton para ganar el Campeonato WWE

Muchos lo odian, algunos lo apoyan, pero a mi parecer, el push de Jinder Mahal ha sido un acierto. Es algo nuevo, el hombre es bueno en el micrófono y traerá mucha audiencia (y dinero) hindú. Además, nada puede ser peor que tener al aburridísimo Randy Orton como campeón.

Randy no se espera a la introducción de su nombre y ataca salvajemente al Maharaja. Randy intenta sorprender con un RKO, pero Jinder bloquea. El campeón tiene el dominio total hasta que el hindú lo estrella contra la pantalla LED del cuadrilátero.  Mientras Jinder aplica una llave de rendición, aparece el resultado que la WWE quería: el publico empieza a alternar cánticos de ‘Let’s go Jinder.’ y ‘Jinder sucks’. Los que apoyan a Jinder se escuchan más fuerte. El hindú continua su dominio con ayuda de una feísima llave al hombro izquierdo de Orton. Finalmente el campeón tiene un descanso al torear al retador, mandándolo contra el poste, aunque el público (salvo algunas mujeres) no podrían tener una actitud más indiferente hacia Orton. Y no los culpo.

Randy conecta con un superplex, un powerslam y un fallaway slam. Jinder aprovecha un descuido y aplica una rompecuellos pero la ofensiva de Orton ya mató al público que en estos momentos se encuentra silencioso. Randy intenta su clásico DDT auxiliado de las cuerdas pero comienza a resentir el hombro que Jinder ha lastimado a lo largo de la lucha. Jinder huele el RKO y se sale del ring para recibir ayuda de los hermanos Singh, quienes así logran distraer a Randy el tiempo suficiente para que Jinder lo estrelle contra el esquinero. El retador mete a Randy al ring, pero éste lo sorprende con un RKO de la nada, pero antes de intentar la cobertura, los hermanos Singh sacan a su protegido. Un iracundo Randy procede a destrozar a los pequeños guardaespaldas, uno de ellos se llevó un buen porrazo contra la mesa de comentaristas. Orton impacta a los dos hermanos Singh con su DDT pero Jinder Mahal lo sorprende con su Cobra Clutch Slam. Jinder cubre a Orton, 1, 2 y 3. Jinder FREAKIN’ Mahal es el nuevo Campeón de la WWE.

Las cámaras toman reacciones del público, ¡todas y cada una de ellas son oro! Algunos celebran, otros tienen las bocas abiertas, otros se agarran la cabeza. Mientras tanto, JBL y Tom Phillips están perdiendo la cabeza, haciendo una labor soberbia para vender este momento y hacerlo todavía más impactante. Jinder Mahal celebra en el esquinero mientras JBL cierra la transmisión exclamando ‘All Hail the Modern Maharaja‘ (Salvé el Marharajah moderno).

¿Qué puede hacer este momento todavía más dulce? ¡Hindús locos gritando ‘India Number One’!

Coméntanos

Share.

About Author

Ricardo Gallegos

Ayatollah del Rock and Rolla, Straight Edge, amante del cine, la lucha libre, los gatos y el poder de la positividad. #COYS

Leave A Reply