Vampiro, entre el heavy metal, el punk y la lucha libre

El lado extremo del luchador con Droch Fhoula