La noche de Cuca (Teatro Metropólitan)

Por: Daniel Márquez
Fotos: César Vicuña / OCESA

Poco a poco la calle Independencia iba llenándose de personas, la mayoría enfundadas en playeras negras y rojas con un insecto al frente y cuyo destino era el Teatro Metropólitan para ver a Cuca sacar su Semen.

Garigoles fue la banda telonera, les tocó público difícil, tocaron sus mejores rolas pero no lograron conectar a pesar de esas bandas de larga trayectoria en nuestro país, aunque no muy asiduos a la capital. La gente quería al blátido de Guadalajara, por eso preferían comprar cervezas, unos churros rellenos o tomarse la foto del recuerdo. Los Garigoles fueron apenas aplaudidos.

Minutos antes de las 21 hrs. salieron Nacho ‘Implacable’ González, Carlos Avilez, Alex Otaola y José Fors: los gritos y aplausos llegaron en gran cantidad para que su último sencillo, “Caperucita Roja”, abriera los sentidos, la sala se llenara y los celulares aparecieran para captarlo todo.

“Arre Lulú” y el “Hijo del Lechero” retumbaron, literal, la estructura del Metropólitan y es que por raro que parezca, el sonido estaba muy alto provocando que todo vibrara en cada riff y tamborazo, como si en vez de presentar el disco Semen, quisieran hacernos recordar los 27 años de carrera.

‘¡Hoy habrá mucho semen!’, dijó Fors antes de agarrar una gran especie de jeringa y rociar de liquido a las primeras filas (todos sabemos qué simulaba ser) para después interpretar “Cosas Peligrosas”. Unos diez años atrás, las prendas íntimas de las damas volaban al escenario para deleite de los integrantes de la Cuca, pero los años pasan y se dejan de hacer cosas que antes parecían de ley en cada concierto: ‘Estamos muy tristes, cuatro canciones y aún no recibo un brassiere’. Para incitar, “Gordibuenas” y “Un Besito” de su séptimo material fueron las elegidas pero los ‘chicheros’, como les dice mi abuelita, no llegaban.

Fors agradeció al público por su apoyo y recalcó que sin ellos no tendrían material fresquito. Sin embargo, algo hacía falta, mientras en el escenario Otaola daba cátedra con la guitarra acompañado por González y  Avilez o  José daba saltos por toda la tarima, el público reunido nada más no pasaba del grito, no había canto en los coros, no se soltaban, no estaban disfrutando.

“Rock y Sólo Rock” fue dedicada a todos los rockeros que crecieron con la música de Lemmy Kilmister, Ozzy y su Black Sabbath, Dio y demás para después preguntarse “¿Que Chingaos” es la vida? Nuevamente le dieron entrada a canción del calientito Semen, “Fe de Ratas” que es una oda para los políticos que se ganó un ‘ya toquen las chidas’ desde las butacas. El grito no llegó hasta los oídos de la banda pero “El Mamón de la Pistola” sonó enseguida.

Llegó desde Tu Cuca Madre la “Mujer Cucaracha” para hacernos sufrir y entonces ponernos “Tan Pedo” que no importaba ‘si la bebida me ha hecho daño, “Más Daño” me ha hecho tu amor’. Y fue cuando por fin la gente dejó de huevonear y se soltaron. Voló el primer bra al escenario, conforme pasaba el tiempo cayeron cinco más, felicidad completa para Fors que dijo colgarlos en el estudio para recordar el olor de cada mujer. Aunque el comentario no cayó del todo bien pues María Barracuda subió para ponerse “Feminazi”.

Ya entrados en calor, todos pidieron “Alcohol y Rock and Roll”. Siguió el turno de “Implacable” y así lució Nacho González al momento de su solo de batería. ‘¡No, esa no!’ dijo alguien del graderío al momento de escuchar los primeros acordes de la obligada, “La Balada”, que como siempre fue cantada a una sola voz por todo el Teatro, algunas lágrimas y un live para aquella que cada vez que se aleja te deja desangrar. Para limpiar el rostro y recuperar la compostura, nada como una “Pucha Asesina” o una “Señorita Cara de Pizza”, depende si quieres aplicar el #YOLO o apreciar una obra de arte.

Encore… gritos por parte del respetable bipolar porque primero ‘culeros, culeros’ y luego ‘Cuca, Cuca, Cuca’. La banda regresó para deleitar a sus fans con un bonito medley para poner las emociones al límite. “Mátame Antes/Tu Flor/Son del Dolor” dieron el cerrojazo para un público que tardó en despertar pero que al final supo dejar la garganta frente a Cuca.

Daniel Marquez
Daniel Marquez
Capturo momentos en fotografías y cuento historias de la "realidad". Pastafari en ocasiones, adicto a los churros cinematográficos, leo de vez en cuando y siempre encuentro lo divertido a la vida. ¡Bond y Batman por siempre!

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

213,337FansLike
27,800FollowersFollow
11,175FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas

Playlist