Rampage / Rampage: Devastación

Dwayne Johnson aka The Rock se ha convertido en un actor AAA (nada que ver con las luchas), esto quiere decir que es de los más taquilleros hoy en día y hasta recibió su estrella en la paseo de Hollywood. Parte de que sea así de vendedor en las salas de cine es por su carisma y trato con los fans, los cuales serán los únicos que quieran ver más de una ocasión Rampage.

Otra adaptación que queda a deber

Con esto no quiero decir que sea malo, menos cuando junto a Jason Statham son de los pocos héroes de carne y hueso dispuestos a recetar trancazos a villanos y truanes sin misericordia. Sí, el cine de acción fuera de superhéroes de Marvel o DC es bastante menospreciado por la crítica especializada pero es de las más vistas a nivel mundial desde los años 80.

El problema en Rampage no es La Roca, más bien, se lo podemos adjudicar a la dirección por aparte de Brad Payton que llenó de clichés y ciertos errores de continuación a quien fuera campeón en WrestleMania. Ser un lobo solitario, muy noble y valiente que oculta un pasado, termina ante toda adversidad e inversomilidad triunfando, pero aunque sea inverosimil hay que hacerlo bien.

Rampage está basado en un juego que el propio Johnson ha dicho que se saltaba la escuela para jugar videojuegos y este era de sus favoritos, así que la trama la conocía desde hace años y por ello aceptó hacerla. Así que quienes jugaron Rampage tendrán ciertas muertes chiquitas de nostalgia al ver a George, el gorila albino y los animales genéticamente modificados que son su contra parte, el lobo Ralph y el cocodrilo Lizzie.

Hasta aquí todo bien, la trama no es complicada ni mucho menos, las escenas de acción son entretenidas pero nada que no se haya visto antes y tristemente, las batallas de monstruos (no es ningún spoiler) terminan siendo a la Transformers en su forma visual, todos destrozando su alrededor.

Lo más rescatable de Rampage, que si no eres un creyente real de La Roca no volverás a ver a menos que estés en un camión en la carretera, es su crítica (muy suave) al ejército americano donde como hemos visto estos días, disparan primero y preguntan después, claro, si hay alguien a quien preguntar.

Cómo explicó la misma Roca, quién se lleva la película es George, quién fue interpretado por un verdadero actor que estuvo más de un año aprendiendo el lenguaje corporal de los gorilas y que lo plasma en la pantalla.

Otro acierto es la actuación de Jeffrey Dean Morgan, a quien concemos desde hace años en Supernatural. Un cowboy hecho policía de buen corazón al que solo le faltó apellidarse Winchester. Por otro lado, la de Brianne Hill o Naomie Harris dejan mucho que desear, dejemoslas en tediosamente sozas.

rampage

Los efectos especiales son bastante normales para este tipo de cintas de acción-mounstros pero con sus deficiencias, en especial con el cocodrilo escalando rascacielos.

En conclusión, Rampage es una película que vale la pena si vas a una pantalla Imax y quieres entretenerte a la vieja escuela sin trama que te haga pensar en absoluto. Entre las películas de acción, no es de lo mejor, está a un nivel bastante medio.

Andre Dulche
Andre Dulche
Editor de Pólvora, periodista musical y fotógrafo desde hace más de 10 años. Licenciado en comunicación social con la tesis El Rock Como Movimiento Social en la UdeC. Fan de los deportes, cómics, la ciencia ficción y películas de acción basura de los años 80-90.

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

210,267FansLike
28,500FollowersFollow
11,182FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas