The Rolling Stones In Havana

Charlie Watts, Mick Jagger, Keith Richards y Ronnie Wood de la banda de rock británica The Rolling Stones emprenden en el 2016 un tour por América Latina al cual titularon Olé Olé Olé en la cual su destino final fue la Ciudad de la Habana en el corazón de la Cuba Socialista. Aunque todo parece ser buena onda, hay muchos intereses atrás que merecen ser recapitulados.

Con sus grandes éxitos por delante; “Under my thumb”, “Let´s spend the night together”, “Ruby Tuesday”, “Star me up,” “Brown sugar”, “Symphaty for the devil”, y por supuesto, “(I can´t get no) Satisfaccion”, entre otras rolas, recorren algunas de las grandes capitales de esta región.

Van a Santiago de Chile, Argentina donde están locos por ellos, Uruguay, Perú, Colombia  y Brasil en una primera etapa para cerrar en México y Cuba con un éxito arrollador.

Cuando sus Satánicas majestades en la década de los sesenta prácticamente eran un peligro para las buenas conciencias, en todos los países antes mencionados había una represión política, cultural  y social demencial.

La censura venía de diferentes maneras. El 31 de enero de 1969, el gobierno de la Unión de Repúblicas Soviéticas Socialistas declara a The Beatles como símbolo de la decadencia del mundo occidental y su modelo capitalista prohibiendo su música en todo el bloque socialista, incluida la isla de Cuba.

En México, el promotor de espectáculos Vallejo había conseguido al cuarteto de Liverpool para que tocará en la Ciudad de México el 28 de agosto de 1965, sin embargo, el gobierno del presidente Gustavo Díaz Ordaz les prohibió el permiso sin mayor explicación.    

América Latina tuvo negras dictaduras durante décadas, en las cuales se veía de manera irracional todo lo que sus estrictos códigos de conducta marcaban. Tan solo, los hombres que traían el pelo largo eran considerados como amenazas potenciales por lo que considerar un concierto de rock prácticamente era imposible, salvo algunas contadísimas excepciones como el Festival de Avándaro en el Estado de México en 1971.

Tendrían que pasar décadas, hasta que se impone en neoliberalismo en el mundo, cuando en Sudamérica a partir de los noventa las bandas de rock llegan. Los Stones viene por primera vez a México en 1995 siendo ovacionados como nunca lo que les abrió la puerta a otras naciones de la zona.

Los mejores momentos de Olé, Olé, Olé!: Un viaje a través de América Latina 

De los mejores momentos de la película es cuando vemos una sabrosa explicación de cómo Keith y Mick compusieron “Symphaty for the devil” a ritmo de samba. En México, en un billar de Polanco, se encuentran Alex Lora (de la banda El TRI) y Ronnie para recordar cuando la agrupación del primero abrió los conciertos de los satánicos en 1998.

En la Cuba de Raúl Castro se programó el concierto Stone para el 20 de marzo en la Ciudad Deportiva (Habana), sin embargo se suspende ya que ese día llegaría Barack Obama, el primer Presidente de Estados Unidos que viaja a la Isla en más de ocho décadas.

Parece que después de meses de negociaciones los caribeños no tendrían un concierto de rock de esa magnitud. Pero todo tiene un solución y más si hay mucho dinero de por medio, ya que la Fundación Buena Intención manejada Gregory Elías el presidente de la United Trust, empresa que Fidel Castro decomisó en la década de los sesenta para el beneficio de Cuba, pagó 7 millones de dólares para que se efectuara el concierto gratuito.

United Trust creyó que con la llegada de Obama a Cuba, las puertas del capitalismo se iban abrir y ellos esperaban ser los primeros en recolonizar la isla con sus productos y servicios, pero no fue así. Años después Barak le cerrará la puerta a los migrantes caribeños y Donald Trump arremeterá contra el socialismo de Castro.

En un tiempo récord, once días, se montó el escenario para que el 25 de marzo tocaran los ingleses en el Caribe, se dice que cuatro millones fueron para sus majestades, uno para el gobierno, uno más para el montaje y otro para el crew de los Rolling.

El Papa Francisco, que había viajado a la isla en el 2015, pidió que se cancelara el concierto porque era viernes santo, pero se confundió ya que los cubanos no son mayoritariamente religiosos ni menos católicos y al dinero del mundo del espectáculo no lo para nada, por lo que the show must go.

El encuentro de los cubanos con los rockeros fue apoteótico tanto que Mick comentó que eran los “Nuevos (Cristóbal) Colón”. Hay que aclarar que no es del todo cierto, el 6 de enero del 2000 Paul McCartney y su esposa Heather Mills visitan Santiago de Cuba, donde después de comer en El Morro, en el libro de visitas él acota: ‘Muy bueno, volveré, ¡Viva la Revolución!’. El 8 de octubre de ese mismo año, el Presidente de los Congresos de Estado y Ministros de la República de Cuba, el Comandante en Jefe, Dr. Fidel Castro Rus, develó una estatua del jefe Beatle en la Habana declarando: ‘Lennon, lamento no haberte conocido antes‘. La película de este concierto se puede ver por la plataforma Netflix.

Abel Montaño
Abel Montaño
Fan de The Beatles, aprendiz de fotógrafo, seguidor del teatro de las ideas cuya meta no es solo producir sino ser feliz

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

210,267FansLike
28,100FollowersFollow
11,169FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas