NJPW Southern Showdown in Melbourne – Resultados y análisis

La escena luchística en Oceanía, y específicamente en Australia ha crecido mucho en los últimos años, y como muestra han comenzado a exportar luchadores y luchadoras de renombre como Robbie Eagles, Jay White, Toa Henare, Toni Storm, Jonah Rock, Adam Brooks, Rhea Ripley entre muchos otros. Southern Showdown es una gran oportunidad para que New Japan le meta fuerza a su expansión en Australia y que varios luchadores oceánicos impresionan a oficiales nipones para así obtener futuras oportunidades en la empresa. Muchas cosas interesantes que ver en este evento.

A continuación todos los resultados, calificaciones y análisis de NJPW Southern Showdown in Melbourne:

Toa Henare, Shota Umino y Nick Bury derrotaron a  Andrew Villalobos, Mark Tui y Michael Richards

Villalobos, Tui y Richards son alumnos del Fale Dojo, escuela de lucha de Bad Luck Fale establecida en Nueva Zelanda; los tres jóvenes obtuvieron varios minutos para mostrarse ante una audiencia global y aunque no impresionaron, sí mostraron bases sólidas. La lucha fue aburrida, aunque me pareció interesante ver a todos estos luchadores desconocidos. Nick Bury es conocido en Australia (aunque su fuerte es la lucha en parejas) pero no hizo absolutamente nada memorable. Al final, Henare entró para enfrentar a Villalobos, dominar y liquidar la contienda. Calificación: **½

Slex derrotó a Aaron Solow

Después de Ospreay/Eagles ésta era la lucha que más tenía interés de ver en el cartel por el simple hecho de que amo a Slex y creo que podría ser una estrella en cualquier empresa. Hace unos años, Slex tuvo una fantástica lucha contra Kazuchika Okada en territorio australiano, pero aún sigo sorprendido de que no ha sido llamado por otras empresas, pues el hombre parece tenerlo todo. Y efectivamente, esta lucha fue una exhibición de la gran calidad de Slex, quien tenía al público comiendo de sus manos a través de su llamativa ofensiva, rapidez y enorma carisma. Aaron Solow cumplió muy bien con su papel, haciendo ver bien a Slex aunque sí me quedó a deber un poquito más en cuanto a brillo personal. La lucha tuvo varios dramáticos nearfalls (Slex demostrando que tiene kickouts tan buenos como los de Okada)  y culminó con un Slexecution para la cuenta de tres. Una lucha adecuada para impresionar y a partir de la cuál, espero New Japan se lleve a Slex por lo menos para un par de giras. Calificación: ***½

Yano Toru y YOH derrotaron a Gino Gambino y Taiji Ishimori

Tenía muchas ganas de ver a Gino luchar, pues el hombre no ha tenido oportunidad de mostrar sus habilidades dentro del cuadrilátero y más bien ha sido usado como comentarista en la empresa. Lamentablemente, no pudimos ver mucho de él porque su oponente fue Toru Yano y por lo tanto el enfoque fue la comedia. Aún así, me gustó que Gino – conocido rudazo en Australia – manipuló con maestría al público para que lo abuchearan. Taiji no ha tenido buenas luchas últimamente y ésta no fue la excepción. No recuerdo nada de YOH, salvo que ayudó a Yano obtener la victoria con una navajita. Calificación: **

Tomohiro Ishii y YOSHI-HASHI derrotaron a Yujiro Takahashi y Chase Owens

Lucha genérica en parejas que siento he visto cien veces. YOSHI-HASHI es incapaz de cargar una lucha por sí mismo, pero afortunadamente Ishii estuvo ahí para patear trasero y obtener la victoria. Calificación: **¾

El Phantasmo derrotó a Rocky Romero para retener el RPW British Cruiserweight Championship

El Phantasmo es un luchador que tiene problemas controlando las luchas, pues muchas veces su ofensiva es sumamente tediosa y repetitiva; ese fue el problema del cuál sufrió esta lucha durante su primera mitad. Sin embargo, Rocky comenzó a meter acelerador y con su comeback, la contienda mejoró muchísima, incrementando el ritmo y regalándonos muy bonitas secuencias. Rocky se acercó a la victoria con un Diablo Armbar y puso en serios aprietos a ELP… y justo cuando la lucha se ponía buena, se cayó la señal. Al momento en el que escribo esto, ese show solo está disponible en Fite TV y ya se tardaron en subirlo a NJPW World debido a problemas precisamente con este segmento del show que parece se perdió. Una lástima porque la lucha se estaba poniendo muy buena. ¿Por qué no puedo pasar este incidente de streaming con la siguiente lucha? 

Guerrillas of Destiny (Tama Tonga y Tanga Roa) derrotaron a Juice Robinson y Mikey Nicholls

Ver a GOD se está volviendo tortura china para mí y siento que todas sus luchas son calcas. Nunca ofrecen creatividad o innovación: son totalmente planas. Juice Robinson le dio energía al asunto pero Nicholls, quien ha sido un desastre en NJPW, siempre arrastraba la lucha rumbo al abismo. En general, esto me pareció aburridísimo y no podría encontrar un solo motivo para recomendarla a alguien. Calificación: **

Will Ospreay derrotó a Robbie Eagles para retener el IWGP Junior Heavyweight Championship

Eagles y Ospreay se ha vuelto como un clásico en el que cada lucha es mejor que la anterior y la narrativa con la que han acompañado su rivalidad es una de las más ricas que he visto en últimos años. Aquí pueden leer la emoción total que sentí viendo su lucha en el Best of the Super Juniors… y es que el haber visto esa batalla (y las dos anteriores a eso) es necesario para comprender el alcance de la historia.

Esto se me pasó como agua: para mí fue como ver a dos peces en el agua, totalmente cómodos y fluyendo con toda naturalidad. La lucha no fue calca de las anteriores, sino que tuvo un montón de nuevos spots combinado con la psicología marca de fábrica de Eagles que consiste en enfocar sus ataques en lastimar la pierna del rival. Antes de empezar la lucha, Eagles le pidió a El Phantasmo que abandonara pues no iba a necesitar de su ayuda como ‘second’, pero igual ELP se quedó rondando las primeras filas para desobedecer las órdenes de su ‘amigo’, interfiriendo constantemente sin que el propio Eagles se diera cuenta. 

Llegó un punto en el que Ospreay parecía tener la victoria pero ELP sacó a Red Shoes del ring, se metió y amenazó con pegarle al británico con el Campeonato Junior… pero Eagles lo detuvo y Ospeay lo noqueó. Hubo un momento en el que Eagles pudo haber usado el campeonato como arma pero prefirió devolverlo a Red Shoes y acabar la lucha como un caballero. El público australiano explotó y así nos enganchamos en un trepidante estrecho final en el que Eagles y Ospreay sacaron lo último que les quedaba en su arsenal para obtener la victoria. La lucha era tan frenética que algunos movimientos fueron ejecutados con suciedad y eso provocó una ligera baja en la calidad final. Y así, entre Turbo Backpacks, patadas, spanish fly e impresionantes secuencias, Ospreay ejecutó un Shooting Star Press e Eagles hizo kickout en la primera palmada, provocando una ovación ensordecedora. Ospreay los silenciò con un brutal Hidden Blade y el Storm Breaker para la victoria. Después de eso, El Phantasmo ingresó al ring pero se llevó tremendo codazo de Eagles, quien le estrechó la mano a Ospreay en el medio del cuadrilátero.

Una impresionante lucha, repleta de narrativa para completar la conversión Robbie Eagles de rudo Bullet Club a babyface. Emoción palpable, un público vuelto loco y excelente piscología… lo único que manchó la lucha fueron esos frenéticos segundos finales en donde algunas movidas salieron mal ejecutadas, pero fuera de eso, una obra de arte. Calificación: ****½

Al día siguiente de esta lucha, en el evento en Sydney (que tengo entendido no va a ser transmitido), Robbie Eagles se unió formalmente a Chaos. Aquí el video:

Kazuchika Okada y Hiroshi Tanahashi derrotaron a Jay White y Bad Luck Fale

Extra, extra, Fale apesta. Ya comienzo a temer las luchas que me voy a tener que comer de Fale en el G1 Climax y es que una vez más, aquí demostró lo mucho que ha desacelerado su accionar dentro del los cuadriláteros, arrastrando la lucha en algunas porciones. Afortunadamente Okada luchó con todo, levantó al público, inició cánticos de ‘Aussie, Aussie, Aussie’ y por fin tuvo buena dinámica con Tanahashi. White también anduvo de marrullero, haciéndose odiar y poniendo en serios aprietos a sus legendarios competidores, pero eventualmente Tanahashi despachó a White con una planchita y Okada cubrió a Fale tras el Rainmaker. A pesar de las dificultades con sus oponentes, la electricidad de Okada impulsó esta lucha hacia adelante y la convirtió en algo bastante entretenido. Calificación: ***¼

Conclusión

En general, NJPW Southern Showdown fue un show bueno, con altas muy altas pero con algunas contiendas demasiado tediosas. Me interesaba ver el desempeño de algunos luchadores locales y me alegra reportar que una vez más, Slex se mostró como una futura estrella que siento podría hacer grandes cosas en cualquier compañía. Obviamente Eagles vs. Ospreay es la lucha que tienes que ver de esta velada, pues no solo estuvo llena de calidad sino que completo una de las historias más bonitas y bien construidas de los últimos años.

Pólvora Crew
Pólvora Crew
Si la unión de los gemelos fantásticos se hiciera realidad, esto daría de resultado.

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

210,267FansLike
28,500FollowersFollow
11,182FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas