NJPW G1 Climax 29, Noche 14 (4 de agosto) – Resultados y análisis

Otra noche bella acción G1 Climax nos espera en Osaka, cuyos fans esperemos todavía tengan garganta después de volverse locos con la inolvidable Noche 13. Los ingredientes y las luchas están ahí para regalarnos otra velada mágica. A continuación todo lo ocurrido en el Bloque B durante la Noche 14 del G1 Climax 29.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de la Noche 1.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de la Noche 2.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de las Noches 3 y 4.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de las Noches 5 y 6.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de la Noche 7.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de la Noche 8.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de las Noches 9 y 10.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de las Noches 11 y 12.

Aquí puedes ver los resultados, análisis y calificaciones de la Noche 13.

Tomohiro Ishii (8) derrotó a Yano Toru (6)

Ishii. Tomohiro Ishii. Es en luchas como estas que te das cuenta de que esta generación es privilegiada de ver a uno de los mejores de la historia. Después de tener una racha de excelentes contiendas en este G1, Ishii salió y le sacó a Yano una de las mejores luchas de su carrera. Y es que Ishii demostró ser el único luchador inteligente en todo el Bloque B, pues no cayó en las trampas tontas de Yano y más bien lo orilló a entrar a su mundo. Y sí, Yano tuvo que usar lucha amateur, lazos, un belly-to-belly y hasta intentó bombazos para ganarle a Ishii. Fue tremendo y el público estaba estático. Ishii tuvo que utilizar antebrazos cortitos y cabezazos para aplacar a Yano, pero aún así sufrió mucho: el Productor constantemente le hizo la vida imposible, enredándolo en paquetitos y haciendo magistrales counters de sus llaves para intentar coberturas. Ishii tuvo que hacer kickout de una docena de excelentes coberturas de Yano hasta finalmente conectar con su sliding lariat y el Brainbuster. Tomohiro Ishii, eres enorme. Calificación: ***¾

Taichi (6) derrotó a Juice Robinson (6)

Lucha bastante sosa en la que ciertamente hubo esfuerzo pero no hubo gran cohesión o ritmo. Taichi dominó con precaria ofensiva y Juice tuvo que venir de atrás para ponerse al público en los hombros y darle emoción al asunto. Kanemaru, quien ya había atacado a Juice antes de la campana, fue una enorme piedra en el zapato de Juice… de hecho, podríamos decir que la lucha se definió gracias a Juice enfocando sus esfuerzos en noquear a Kanemaru, dándole el tiempo suficiente a Taichi para recuperarse, patearle la cabeza y aplicar Black Mephisto para la cuenta de tres. Calificación: ***¼

Hirooki Goto (8) derrotó a Jeff Cobb (6)

Hay que aceptarlo: Cobb y Goto no tienen química. Los he visto unas tres veces mano a mano y simplemente no hay conexión. Suele pasar, ¿qué podemos hacer? Ésta me pareció una lucha sólida pero totalmente del montón y honestamente no hay algo que pueda señalar como sobresaliente. No me aburrió, pero sentí que vi algo totalmente plano. Calificación: ***

Jay White (8) derrotó a Jon Moxley (10)

White utilizó astucia, timing e interferencias de Gedo para obtener una crucial victoria en este G1 Climax. La lucha se sintió como un brawl extendido en el que nunca hubo un claro favorito: cuando White parecía tener las cosas controladas, Moxley se volvía loco y comenzaba a lanzar golpes hasta aplacar al neozelandés. Ver a Gedo constantemente inmiscuido en la acción fue bastante molesto, pero cumplió el cometido de calentar al público y establecer un genial final en el que vimos dramáticos conteos de dos; el hecho de que White quedaba eliminado con la derrota directa multiplicó exponencialmente la importancia de cada acción y así, el cierre tuvo una tremenda secuencia de counters en la que Moxley bloqueó Blade Runner, pero White bloqueó Death Rider y no perdió el ritmo: conectó con sleeper suplex, un Bloody Sunday y finalmente el letal Blade Runner. Calificación: ***½

Tetsuya Naito (8) derrotó a Shingo Takagi (4)

Me aproximé a esta lucha con una mentalidad muy negativa: no solo me siento agotado de tanta lucha en este fin de semana, sino que el resultado de esta contienda en específico era tan obvio que mi interés estaba por los suelos. Y por ello, me costó mucho trabajo encontrarle pies o cabezas a lo que Naito y Takagi estaban haciendo: yo sé que en cualquier momento la iban a romper, pero me tardé en adentrarme a las acciones. Eventualmente el ritmo de la violencia fue difícil de ignorar: Takagi estaba dando un tour-de-force, dejando claro que va a ser un jugador importante en la escena pesada de New Japan durante los próximos años y que cuando traicione a los Ingobernables, la empresa va a tener una historia totalmente vendedora de boletos en sus manos. Los counters de Naito, la intensidad de Shingo, el rugir de Osaka: ingredientes perfectos para llevarnos por una montaña rusa de emociones culminando en un tremendo final que vio a Naito conectar con dos Destinos para la victoria. Calificación: ****

Así quedaron las cosas en el Bloque B:

Conclusión

Una noche simple y entretenida de acción en el Bloque B culminó con un tremendo evento estelar que nos hizo salivar por lo que el futuro nos espera con los Ingobernables de Japón. Con el paso de las noches, se va aclarando el panorama en este Bloque y ya podemos oler ese desenlace dramático entre White y Naito. Pero no podemos bajar la guardia con Moxley e Ishii, quien podrían arruinar todo pronóstico y llegar a la final.

Pólvora Crew
Si la unión de los gemelos fantásticos se hiciera realidad, esto daría de resultado.

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

213,337FansLike
27,800FollowersFollow
11,203FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas

Playlist