The Umbrella Academy, la realidad entre el cómic y la serie

The Umbrella Academy sin duda alguna es una de las series que han pegado más duro en los últimos años, en primera instancia gracias a su creador Gerad Way quien es el frontman de My Chemical Romance y por ende, su gigantezca legión de fans son fieles a él y  sintonizaron su Netflix desde la primera temporada.

Pero esta aventura de Gerard Way va más allá de la serie de televisión por paga, todo arrancó cuando un joven Gerard estudiaba en la Escuela de Artes Visuales de Nueva York con la idea de hacer juguetes y cómics, incluso al salir de la escuela fue a Cartoon Network a presentar una caricatura pero fue bateado por la cadena infantil.

Un golpe duro pero no desistió, sin embargo, se le cruzó en el camino Fran Iero y compañía, y crearon la famosa banda cautiva de corazones emos alrededor del mundo, My Chemical Romance.

Así que alrededor del 2005 volvió a  tomar su idea de crear una serie de cómic influenciada por Dr. Who, Twilight Zone y X-Men. Fue dos años más tarde que llegó el primer tomo de The Umbrella Academy como lo conocemos.

Su paladín del dibujo: Gabriel Bá

Ya con una historia en mente, en la cual quería hacer un equipo de superhéroes (todavía afinando detalles de narrativa) fue que se juntó con el brasileño Gabriel Bá, quien había hecho con su hermano una joya llamada Daytripper (bajo el sello Dark Horse). Bá es un fiel seguidor de dos personajes en el cómic de renombre, Mike Mignola creador de Hellboy y Frank Miller con Sin City, así que su arte va por este camino. Si notamos algún punto distintivo a favor de Bá es el uso de tonos pastel y dedicación en detalles externos.

Para este momento, Gerard Way decidió que la mejor forma de reunir a sus personajes y diferenciarse de X-Men es que fueran familia, creando la historia de sucesos inexplicables (a la Twilight Zone) y de ahí fue más fácil tener que unirlos sin una necesidad o justificación explícita.

De los bocetos de Way, el primer personaje y favorito de Bá al dibujar, es Luther con su nombre código, SpaceBoy. Way siempre quiso hacer un hombre espacial con aspecto de simio. Logro desbloqueado.

La suite del apocalipsis

El primer cómic de su debut con The Umbrella Academy abordó el arco Apocalypse Suite, con el cual arrasaron en 2007 los premios Eisner al cómic y diciéndole a Way algo importante, tienes futuro más allá de la música. Y tras esto llegaron Killjoys, Batman y Doom Patrol a su portafolio, de hecho en su receso de MCR se la pasaba en Expos de cómic y no solo eran fans de la banda que lo seguían, ya era otro mundo quien le daba su respeto, el cual posiblemente fue el que quería desde la Universidad.

Aquí empezó la costumbre de seis cómics por arco. Algo que tiene la narrativa de Way perfectamente en conjunto con el expresionismo de Bá es que puede decir mucho con poco, no es nivel Alan Moore que en momentos es demasiado datallista ni tan poético como Neil Gaiman (quien es fan declarado de la serie), así que en solo seis números se puede abordar una historia compleja y ser conclusiva. Otro punto a favor, ya que si en algún momento termina de hacer el cómic, este no quedará sin un final.

Aquí se presentan los personajes, los seis principales: Vanya, Five, Luther, Diego (Kraken), Klaus y Allison (Rumor), Ben por alguna razón es mencionado, aparece en dos tres viñetas pero no se aborda su presencia. Obviamente, el padre adoptivo, Mr. Hargreeves (quien no es humano) y el ayudante, el chimpancé Pogo; la madre de ellos es un robot muy al estilo Robotina de los Supersónicos. Así como la corporación que intenta aniquilar el mundo, como buenos villanos setenteros de Caos.

La historia se basa en el desdén de Hargreeves a sus hijos, en especial de Vanya quien se une a una orquesta maléfica con planes destructivos, unos rufianes y los demás hermanos se dedican a acabar el problema. 20 años después de su última misión juntos en Francia, se reúnen y con ello se desata la historia.

Gracias al éxito de este arco, fue que Netflix pensó en hacer la serie a pesar de haber pasado más de 10 años de su existencia.

Dallas, drogas y un Dios cowboy

Aquí el segundo arco de The Umbrella Academy, el personaje principal es Five y es quien tiene una misión sencilla, asesinar a John F. Kennedy, no alterar el tiempo como lo conocemos y se embarca en una violenta y sanguinaria aventura digna de Volver Al Futuro. Se conocen muchos detalles importantes en Five, porqué no envejece y porqué es un asesino implacable (tiene ADN de todos los asesinos seriales). Allison juega un papel importante y Klaus, tiene una aventura alterna con algunos sicarios bikers y otros excompañeros de Five, los simpáticos pero desquiciados Hazel y Chacha y no dejar de lado sus adicciones al puro estilo Kurt Cobain.

En un principio Way pensó que alguno de estos dos personajes, se llamara Bruno y usara una máscara de Mickey Mouse, lo dejaron en una idea porque no querían pelear por las infinitas demandas de Disney en su contra.

¿Mejor que la primera parte? Claro, ya no es una introducción. Los personajes viven por sí mismos sin necesidad de ser un grupo.

Hotel Olvido, casitas y universos paralelos

Este es lo último que ha llegado oficialmente a México vía Dark Horse, en la cual ahora el personaje central se podría pensar sería Allison pero está igualado con SpaceBoy y Diego con su aventura espacial entre saltos espacio/tiempo y honrando a Dr. Who. Ella con sus complicaciones del pasado y con una hija que vive con su padre y no puede ver debido a ser parte de The Umbrella Academy, considerados mundialmente como súperheroes. Klaus es una digna representación de la escena grunge que ya mejora su telequinésis y Vanya sigue en la búsqueda de su ser interior tras los sucesos en la Suite del Apocalipsis.

El Hotel Olvido (Hotel Oblivion) es básicamente una prisión de villanos, con un look similar al Theatre Lancaster de Nueva York, en los cuales está alojado John Perseus, cuyo hijo emprenderá una búsqueda.

Originalmente, Way pensó esta historia como una mezcla de obras de Fellini y Wes Anderson.

Tenemos la aparición de criminales nuevos como El Mago Asesino, Las Bufandas de Menta (creadas para una tarjeta navideña de MCR), Medusa y El Hombre Científico, el regreso de Doctor Terminal aderezado con más secretos por parte de Hargreeves, los cuales se llevó a la tumba. Pero en especial, la Mamá toma un rol importante.

La serie y sus diferencias

THE UMBRELLA ACADEMY (L to R) GERARD WAY and GABRIEL BÁ in episode 201 of THE UMBRELLA ACADEMY Cr. CHRISTOS KALOHORIDIS/NETFLIX © 2020

Sin ahondar en la historia y evitar los famosísimos spoilers, en esta serie hay que entender que es una adaptación. Así como los X-Men o Avengers en el cine, se parten de una idea establecida pero la configuran a un público y formato de televisión.

Lo primero que notamos es que es menos violenta, su público es juvenil a comparación del cómic, así que le bajaron unas rayitas, en especial con Hazel y Cha Cha.

El personaje de AJ interpretado por Kate Walsh no existe en cómic así que es una buena y grata diferencia, claramente influenciada por Missy de Dr. Who. Los suecos tampoco aparecen en el formato original y son un gran acierto.

Respecto a los personajes principales, la familia Hargreeves respetó al personaje favorito de sus creadores, SpaceBoy así como Five que es magnífico, como lo que leíste lo ves en persona y Klaus (aunque en cómic no hay ningún culto hippie cerca). Vanya con Ellen Page toma mayor protagonismo, más inclusión a su sexualidad (en las historietas esto no importa a tal grado que ni se menciona) y claro, su aspecto físico que es imposible de llevar a televisión bajo esta historia. Ben aparece mil veces más. Allison siendo en pantalla afroamericana cambia radicalmente su trama, ya que en papel es una punk de cabello morado que no le importa mucho la causa social, mucho menos el black power. Por último, Diego originalmente es una especie de Nightwing mezclado con Cody de Final Fight, un rubio paladín de la justicia que trabaja con la policía, en la televisión es latino, es la única diferencia ya que en personalidad es igual.

Otro diferencia es que por alguna razón en el cómic ves demasiado el logo de la sombrilla y eso casi es nulo en pantalla.

Ahora, la historia principal en televisión, es una adaptación hasta el momento (temporada 2) de una mezcla de Apocalipse Suite y Dallas, Cha Cha y Hazel apareciendo en la primera temporada y los sucesos ocurridos en Dallas son mezclados ya hasta con pocos elementos de Hotel Olvido.

Si eres seguidor del cómic tiene este punto a favor, todo lo que ves aunque revuelto lo has visto y la apropias, si vas a pasar de la televisión al cómic todo cobrará mayor sentido en muchos aspectos personales. A diferencia de sagas famosas de Marvel en cine que solo se basan en una idea hecha y todo lo demás es inventado con algunas referencias, pero en sí, se basan en qué puede pegar. En The Umbrella Academy al no tener una base de fans a ese nivel apostaron por crear algo diferente, más serio (gracias a la apertura con Daredevil) y que complace a todo mundo, en especial a sus creadores Gerard Way y Gabriel Bá.

Aquí te dejamos el especial de Pólvora sobre The Umbrella Academy en colaboración con Nymphs Shop:

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

213,337FansLike
27,800FollowersFollow
11,198FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas

Playlist