El regreso de The Kooks a la Ciudad de México

The Kooks finalmente volvió a pisar la Ciudad de México. Esta vez llenaron un Teatro Metropólitan que moría de ganas por reencontrarse con su banda favorita, pues tras la repentina cancelación por su gira en nuestro país en 2019 y el año de confinamiento por la pandemia, el sueño se hizo realidad la pasada noche del 16 de noviembre.

Primero sorprendieron a sus fans confirmando 2 festivales y remataron con la fecha en la capital mexicana. Se extrañaba verlos en vivo, aunque se presentaron previamente en Pal’ Norte este show fue totalmente diferente. Fue un concierto más familiar, ya saben, entre fans.

A las 8 pm fue la cita en el Teatro Metropólitan y los asistentes llegaron puntuales. Se sentía aquella emoción de “una primera vez“, porque vivir en la “nueva normalidad” en los conciertos sigue siendo un poco extraño. Las cervezas, la merch, los nervios y el olor a palomitas inundaban el hermoso vestíbulo de art decó. Todo el mundo aprovechó el set del DJ abridor para tomarse cientos de fotos, saludar a los amigos y disfrutar de sus bebidas.

The Kooks en la CDMX / Foto: OCESA / José Jorge Carreón
The Kooks en la CDMX / Foto: OCESA / José Jorge Carreón

Pasadas las 9 pm las luces del escenarios cambiaron de color y apareció al fondo la batería de Alexis. El público comenzó a gritar y enseguida salieron los ingleses con una felicidad inmensa y mucha emoción. Luke y compañía saludaron a sus fans con los brazos al aire y abrieron esa mágica noche con “Always Where I Need To Be”, un tema que nos representa; aplicándolo al contexto de los conciertos es algo que los seres humanos necesitamos para vivir: la música.

El teatro entero se puso de pie y esa fue la señal de bienvenida para The Kooks. Los ingleses tentaron el terrenos con dos canciones y después se fueron rápido. “Eddie’s Gun”, “Sofa Song”, “Ooh La”, “Bad Habits” y para recordarnos las épocas preparatorianas “She Moves In Her Own Way”. Armaron una verdadera fiesta, desde la primera fila hasta los últimos niveles el baile estaba en su punto, nadie volvió a sentarse durante la siguiente hora y media. Mientras tanto las estatuas griegas a los lados del imponente teatro fueron testigos de la camaradería que generó el público con el grupo.

The Kooks en la CDMX / Foto: OCESA / José Jorge Carreón
The Kooks en la CDMX / Foto: OCESA / José Jorge Carreón

Sonaron clásicos y más de sus éxitos, tal como The Kooks lo prometió en la promoción de su evento. Hugh, Luke y Alexis estuvieron desatados por toda la tarima, nos regalaron inolvidables solos de guitarra, risas, baile y hasta show acústico. En lo que interpretaban “Westside”, “Is It Me?”, “Seaside”, “Got No Love” y más. El tiempo se detuvo entre las butacas y las cortinas del Metropólitan, cuando Luke pidió encender las luces de sus celulares para acompañar los temas más emocionales en su set. También se los brazos de los asistentes se elevaron para formar una gran ola que se movía de lado a lado mientras coreaban a The Kooks.

Por último, los ingleses ofrecieron un encore donde sonó “No Pressure”, “Junk Of The Heart” y para despedirse “Naive”. Una vez más Luke tomó el micrófono y agradeció a sus fans por el cariño, también incitó a que nos mantengamos seguros y sigamos cuidándonos. “Stay Safe and see you next time” (claro en el Corona Capital) fueron las palabras del vocalista y The Kooks salió del escenario lanzando besos.

The Kooks en la CDMX / Foto: OCESA / José Jorge Carreón
The Kooks en la CDMX / Foto: OCESA / José Jorge Carreón
Cinthia Flores
Cinthia Flores
Fotógrafa, con un amor desmedido por la música y los conciertos.

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

213,337FansLike
27,800FollowersFollow
11,176FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas

Playlist