Conecte con nosotros

Pólvora Live

Crisix en La Mezcalli: CDMX los volvió a recibir armando una verdadera fiesta 

Crisix volvió a la CDMX con un buen recibimiento de su público, quienes agotaron los boletos y no faltaron en el circle pit que duró toda la noche

Publicado

el

Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

No pareciera tan lejos la primera visita de Crisix a México, pero una vez que lees el 2018 viene un golpe de realidad, y es que así de rápido se nos han ido cinco años, si me lo preguntan un tiempo considerable para ver de nuevo a una banda de regreso en el país, siendo que la mayoría en promedio tardan de 2 o 3 años, hay algunos que han dejado eso atrás y vienen cada año o incluso hasta dos veces en menos de 12 de meses.

Pero regresemos a Crisix, desde la salida de su disco Full HD se antojaba tenerlos de regreso por acá, y bueno, Helados Producciones nos los volvió a cumplir en un lugar de aforo limitado, La Mezcalli.

La cita para este reencuentro de Crisix con el público capitalino fue este 16 de agosto, un día que despertaba movido y no precisamente por el desfile conmemorativo de la Independencia de México, el cual acudió a ver Crisix por cierto, sino porque desde temprano llegó la noticia de que la venta en línea para el concierto estaba cerrada al alcanzar el 90% de boletaje vendido, lo que obligó a que muchos llegaran temprano al recinto para no perderse a los españoles.

Loud N' Proud desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón
Loud N’ Proud desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

Ya en el lugar nos recibieron un par de bandas nacionales. La primera de ellas fue Loud n’ Proud, quienes con un set corto que incluyó hasta algunos covers a bandas como Voltax y Heart lograron poner un buen ambiente ante la llegada de la gente al lugar, quienes tenían que hacerlo mientras llovía de manera constante.

Silent Cross desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón
Silent Cross desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

Como segundo acto tuvimos a Silent Cross, una agrupación que combina el speed y el heavy metal y lo hacen de buena manera ya que durante su intervención vimos aparecer por ahí un circle pit entre la gente.

Thrash, cerveza, sudor y un gran ambiente con Crisix

Detengamos un poco esto para hablar del lugar, un servidor no lo conocía y se sorprendió, pero por lo pequeño que es, lo que impide que una vez que el lugar este lleno te puedas de mover de manera fácil hacia la barra o los baños, pero nada que no hayamos vivido en otras aventuras buscando thrash internacional o hasta incluso nacional.

La Mezcallli representó una oportunidad de que los fans convivieran con Crisix, y es que acá no hay puertas traseras por donde entre el talento, por lo que los Crisix pasaron por el mismo lugar que la gente, quienes no perdieron la oportunidad de pedirles autógrafos o fotos, justo cuando hacían su llegada mientras estaba el set de las bandas nacionales.

Justo al terminar el bloque nacional el lugar ya lucía bastante lleno por lo que prácticamente el lugar donde estabas sería desde donde verías a Crisix.

Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón
Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

Pero curiosamente la locura del público comenzó antes del inicio de Crisix y es que una vez que los músicos subieron al escenario a conectar sus instrumentos el público comenzó a gritarles de manera eufórica, por lo que Pla Vinseiro les siguió el juego e incluso comenzó a tocar la introducción clásica de bajo de “Brutal Gadget” lo que emocionó más al público.

Este cambio sobre el escenario debemos decir que fue bastante rápido y así de manera casi inesperada nos llegaba el primer golpe de Crisix con “Speak Your Truth”, lo que bastó para iniciar un circle pit bastante grande que no paró hasta el final del concierto.

Aunque en este inicio vimos un gran número de celulares en lo alto y el audio no estaba pasando por el mejor momento de la noche, esto no opacó el inicio de un fiestón que puso muy de buenas a los Crisix, y es que el público sabía a lo que iba, así estuvieras en el circle pit o no, en el lugar se escuchaba a un gran número de voces corear las canciones del grupo.

Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón
Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

Justo al termino de “World Needs Mosh”, Julián Baz hizo la primera intervención de la noche para decir que por el ambiente que estábamos viviendo al interior de la Mezcalli es por lo que tenía muchas ganas de regresar a México, gesto que fue muy bien recibido entre el público.

La fiesta no podía estar completa sin una de las canciones más festivas del grupo, “Brutal Gadget”, el tema inspirado en la exitosa película de Jim Carrey, La Máscara, el cual se veía que todos estaban esperando para entrar al circle pit y cantar con todo esa parte que dice “They call me ‘Cuban Pete’, I’m the king of the rumba beat, when I play my maracas I go chimchikibum chimchikibum”, por lo que Juli no falló con el clásico performance sacando la máscara y las maracas para esta canción.

Si bien este fue un concierto bastante rápido ya que casi tuvimos una canción tras otras con unas muy breves intervenciones, algunas de las más destacadas fue la de “Frieza the Tyrant” en donde Juli dejó en claro que en el grupo son grandes fans de Dragon Ball, algo que curiosamente congenia con México al ser uno de los países que más consume el anime.

Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón
Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

“Get Out of My Head” tuvo una de las intervenciones obligadas y ya clásicas de Crisix, ya que a media canción se hincaron e hicieron que el público hiciera lo mismo para después darnos esos riffs rápidos mientras la gente se levantaba con un gran salto.

Fieles al thrash no pueden fallarle a sus influencias, por lo que Crisix hizo un medley, pero lo curioso de este momento es que vimos a los músicos cambiando de lugar, por ejemplo, el guitarrista Marc Busqué pasando a ser vocalista, Javi Carrión de la batería a la guitarra, una rotación que nos dejó unos breves, pero bastante disfrutables fragmentos de “Hit the Lights”, “Walk” y “Antisocial”.

Ya de regreso a la normalidad se vivió uno de los momentos cumbre del pit con “G.M.M. (The Great Metal Motherfucker)” en donde Crisix invitó a todos a hacer un wall of death el cual se armó tan de buena manera que quienes aún no se habían metido en este círculo festivo aprovecharon para hacerlo.

Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón
Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

El cierre no decepcionó al tener a clásicos como “Bring ‘em to the Pit” y “Ultra Thrash”, esta última siendo la más coreada de la noche.

Sin duda fue un concierto donde las emociones estuvieron a tope, en donde no podemos reprochar para nada la entrega de los músicos y de los fans, aunque como dijimos el audio no fue el mejor para Crisix conforme avanzó el show fue mejorando.

Y hablando de cosas por mejorar, La Mezcalli debe poner atención en el tema de la venta de cerveza, entregar los envases de vidrio a la gente en este tipo de eventos es bastante peligroso, ya que de manera involuntaria estos terminan el piso, son pisados o se rompen lo que puede ocasionar alguna lesión para alguien que tal vez solo quería pasársela bien con su banda favorita.

Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón
Crisix desde La Mezcalli en la CDMX / Foto: Erick Padrón

Setlist de Crisix en La Mezcalli

  • Speak Your Truth
  • World Needs Mosh
  • Leech Breeder
  • Xenomorph Blood
  • Army of Darkness
  • Brutal Gadget
  • Frieza the Tyrant
  • Rise…Then Rest
  • Full HD
  • Macarena Mosh
  • Get Out of My Head
  • Medley (Hit the Lights – Walk – Antisocial)
  • G.M.M. (The Great Metal Motherfucker)
  • Bring ‘em to the Pit
  • Ultra Thrash

Metalhead, reportero de Pólvora desde el 2014 y redactor para noticieros de televisión. Apasionado de escuchar discos de principio a fin, las películas de más de dos horas, además de un gran entusiasta y escucha de la escena de metal de México.

Haga clic para comentar

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *